LA CONTRIBUCIÓN DE BOLÍVAR A LA ECONOMÍA POLÍTICA LATINOAMERICANA

Por Sergio Rodríguez Gelfenstein

“Las leyes promulgadas en su gobierno estuvieron marcadas por una lógica abarcadora que reunía como un todo al Estado, la política y la estructura social”.

En el 66to. Aniversario del natalicio del Comandante Hugo Chávez

Este trabajo lo debí haber escrito la semana pasada en homenaje al Padre de la Patria, pero como el Libertador nace todos los días en Venezuela, retomo el compromiso con su memoria.

Hace unos años, recorriendo librerías de libros usados en Bogotá, me encontré un pequeño texto titulado “La contribución de Bolívar a la economía política latinoamericana” del profesor, investigador y luchador revolucionario chileno ya fallecido Luis Vitale.

En la introducción, se resalta que el pensamiento económico del Libertador estuvo inserto en sus ideas más generales sobre la sociedad. En esa medida, las leyes promulgadas en su gobierno estuvieron marcadas por una lógica abarcadora que reunía como un todo al Estado, la política y la estructura social. La construcción de su doctrina en esta materia emergió de sus profundas reflexiones acerca de la Europa de la revolución industrial para luego, ser recogidas en documentos, discursos, cartas y decretos.

Su mayor virtud –según el autor- vino dada por la originalidad, toda vez que “supo aplicar sus conocimientos de la economía y de los teóricos europeos a la especificidad de América Latina”. En este sentido, Vitale establece que Bolívar se diferenció de otros gobernantes de las repúblicas nacientes de la época por que éstos hicieron una transferencia mecánica de modelos económicos, políticos e institucionales extranjeros”, mientras que Bolívar “hizo una aplicación creadora a nuestro medio de las teorías económicas y políticas de su contemporaneidad”.

Vitale resume en cinco los aspectos más relevantes del ideario económico del Libertador:

  1. Su condición de precursor del análisis económico-social, a partir de novedosas ideas expresadas ya en la carta de Jamaica.
  2. La concreción de este pensamiento en las medidas económicas tomadas por su gobierno que deben ser consideradas como una contribución a la economía política latinoamericana a través de una praxis consecuente aferrada a la especificidad de América Latina, y que se expresó en una frase de su discurso en Angostura cuando al referirse a su propuesta al Congreso dijo: “He aquí el código que debíamos consultar y no el de Washington”
  3. Sus aportes en cuanto a la relación entre economía y sociedad al darse cuenta primero que nadie que era necesario cambiar las obsoletas relaciones de producción que se heredaban de la colonia y que se materializaron como hecho primario en la liberación de los esclavos.
  4. Su convicción plena de la importancia que revestía el vínculo entre economía y educación, dándole a esta ultima un papel relevante en el proceso del desarrollo industrial y agrícola, asimismo como generadora de funcionarios eficientes para el Estado. Bolívar pensaba que se debían formar ciudadanos capacitados para la industria y una agricultura moderna, a fin de administrar un Estado libre y autónomo.
  5. Sus revolucionarias ideas acerca del lazo entre economía y Estado a partir de su convicción de que en la nueva América que se estaba forjando,  había que implantar gobiernos liberales y democráticos, opuestos a la dictadura. Su ideal era un régimen centralista, civil y democrático, fundamentado en un Estado fuerte que garantizara los preceptos de igualdad y respeto a los derechos del hombre, propugnados por la Revolución Francesa.

28 de julio de 2020